Mito del conejo en la luna

Te relatamos un mito maya en particular es el que da vida a este gran mito del conejo en la luna

Para los mayas, el Dios más importante de todos es Quetzalcóatl y no siempre se encuentra en forma de serpiente con plumas, sino que usaba su sabiduría para convertirse en el animal que mejor iba para la

ocasión. En una oportunidad se vio convertido en humano para poder así realizar un gran recorrido en una montaña que debía escalar, lo cierto es que estuvo todo el día entero sin descansar por un solo segundo y allí mismo sucedió que tuvo que sentarse para mirar la inmensa luna que cubría los cielos junto con estrellas muy bellas sobre él.

conejolunaJunto a la fogata que había hecho el Dios Quetzalcóatl, pasó muy contento un conejo que llevaba una hierba entre los dientes y se alimentaba de esta manera, era muy bello el conejo y de buen corazón. El Dios no se dio cuenta para entonces, pero su forma humana le pedía alimento de inmediato, si no se alimentaba rápidamente moriría porque no había comida nada en días. El conejo que por ahí pasaba le quiso ofrecer un poco de la hierba que estaba comiendo, pero el Dios le contestó que las personas no podían comer de esa comida.

Recomendamos leer: .....  Mito del sol y la luna

Dándose cuenta el conejo de que no habría otra forma de que él se pueda alimentar y viendo la inmediatez del asunto, el animalito se ofreció en sacrificio para el Dios. Quien lo tomó por los aires y dejó su imagen plasmada en la luna mientras le decía que ese acto de humildad se iba a ver todas las noches de luna llena porque su imagen siempre ocuparía la luna.

Muchos aseguran que si miras fijamente la luna llena lograras ver el Conejo de la luna